lunes, abril 15
Home>Destacados>Comunicado

En un parte de prensa de la Unión Vecinal San Jorge manifestó su parecer sobre el discurso del intendente Pellegrino en la apertura de sesiones del concejo municipal.

Asistir al acto institucional de apertura de sesiones ordinarias del Concejo Municipal 2024 debería ser motivo de orgullo y satisfacción porque evidencia que las formas de la democracia siguen en funcionamiento y nos marca un rumbo, no obstante, anoche solo evidenciamos la falta de institucionalidad.

Desde la UV consideramos que todas las fuerzas políticas tienen sus valores y capacidades que hoy más que nunca deben sumarse, si se quiere avanzar realmente en pos de un cambio positivo, la construcción de consensos, nos encontrará con toda la fuerza y la honestidad intelectual puesta al servicio de la ciudad.


La actual situación que estamos atravesando debe fortalecer las instituciones, llamar al diálogo y al consenso, cuestiones que no se vieron reflejadas en el discurso que emitió el intendente. La crítica estéril, o para justificar ineptitudes pasadas o presentes, forman parte de la política que nos acostumbra a la crisis permanente; y eso debe finalizar de una vez por todas.

Un discurso que sólo se queda en el pasado, no propone nada para nuestra ciudad que no fuera iniciado en la gestión anterior, sin ni siquiera nombrar el principal problema que atraviesa con el mayor brote de dengue de su historia.

El tema de la “herencia” fue el hilo conductor de un discurso que prácticamente sólo fueron críticas, aun cuando, durante la mesa de transición, había manifestado públicamente su conformidad -que conveniente que luego de 100 días de una penosa imagen de ciudad, cambie sus palabras-.

Un punto aparte, que nos debe llamar al pensamiento reflexivo como comunidad son las denuncias públicas, pero nunca judiciales, siendo uno de los pasajes más tristes contra quien marcara una parte importante de nuestra ciudad.

No vimos resultados expresados con claridad, pero si vemos una preocupación exagerada por comunicar hechos para las redes sociales, que después no se transforman en políticas públicas concretas, en resultados concretos que mejoren la calidad de vida de quienes convivimos en nuestra querida ciudad.

No obstante, no nos quedaremos con esas palabras, las usaremos para construir puentes de dialogo y consensos como una alternativa de gobierno seria, responsable y comprometida.