miércoles, mayo 29
Home>Destacados>Conmovedor recuerdo

A un año  del asesinato de “Flor”, tuvo lugar el acto  por el pedido de justicia de Familiares y el colectivo feminista -Las Chuecas-, como así también otros que llegaron a la ciudad de  distintos lugares del país.

Lágrimas, sonrisas, bronca  y muchos más adjetivos se podrían usar para los sentimientos  encontrados  que se vieron hoy  en una multitud que acompaño a familiares y allegados  recordando a Florencia Gómez.

Precisamente, pasada las 18:30 hs., la gente comenzaba a llegar  a la explanada del Centro Cívico, para sumarse a las actividades programadas en una tarde que  se iba oscureciendo  con la llegada de la noche.

Desde  ese mismo lugar, una caravana de automóviles  y otros vehículos acompañaron  la marcha prevista por los barrios de la ciudad haciendo  un ruidazo con un solo fin, mantener  latente  la memoria de Florencia.

Poco después, la multitudinaria  convocatoria de mujeres y hombres, se trasladó  a Plaza San Martín, con canticos  alusivos a la gravedad social que están pasando  las mujeres, con femicidios  que  parecen acrecentarse a diario en el país.

Nuevamente  de regreso, la marcha  se dirigió,  desde  la plaza central de la ciudad a la “torre judicial”. Ahí,  el fogón ya  estaba  encendido. Fue entonces el momento donde con un silencio  que se hizo escuchar, los concurrentes, oyeron las palabras de los familiares  directos de  “Flor”, como lo son sus dos hermanos varones, su hermana y  mamá. Estos, sacando fuerzas de lo más profundo de sus entrañas agradecieron la presencia de cada una de las personas que acompañan desde hace un año y  cada día,  para  seguir manteniendo encendida  la memoria de una mujer  que luchó  por sus ideales y que  encontró  la muerte en manos de un femicida  que todavía sigue siendo buscado por la justicia.  

Seguramente la vigilia será larga. Música en vivo con artistas locales, la interactuación  de videos  en pantalla  gigante, fotos exhibidas de “Florencia” en un repaso de su corta vida, seguirán marcando a fuego  una historia  que no está  resuelta  y que a pesar que el femicida sea encontrado, solo será un desahogo  judicial, considerando que Florencia Gómez, ya no está entre nosotros y mucho menos con sus seres queridos.